16.8.09

Oración de la Ludópata

Padre nuestro que estás en Neverland, Santificado sea tu Nombre, venga a nosotros tu reino flotante, y que tu Templo no muera nunca, aunque en el futuro debamos seguir jugando juntos en los muladares del olvido. Padre nuestro, Padre Todopoderoso del Winning Eleven, escucha a este tú hijo pródigo, espero que no me hayas olvidado todavía, soy la Ludópata, la famosa Cabra Empatadora, que pronuncia tu nombre al filo de la madrugada, a punto de abandonar tu altar durante nueve largos meses, tu altar que según dicen ha sido destruido por las mismas fuerzas que una vez se conjuraron para crearte, esas fuerzas que tienen mucho de desesperación, de soledad y de angustia: porque Tú sabes bien que esa decena de hombres que un día ya lejano se congregaron alrededor de una sencilla máquina para jugar y reírse con y del Chacal (el bendito Play 2 que después se hizo Play 3 y luego sólo Tú puedes saber lo que será, en el futuro de la tecnología para viciosos (y tal vez también Invazor, y Xbito, y todos esos hermosos geeks que los ignorantes como yo escuchamos con admiración y cariño), esos hombres solitarios y algunos prehistóricos que peregrinaron desde lugares tan exóticos como la Amazonía peruana tan sólo para adorarte, no han sido felices. Y eso debe quedar claro para todos nosotros. Pero más allá de nuestros respectivos desiertos personales, en el Winning Eleven pudimos encontrar ese oasis de camaradería y felicidad que en otras comarcas de la experiencia nos fueron siempre negadas, y es por eso, Oh Padre del Winning, por la absoluta importancia que tu Presencia significa y significó en nuestras vidas, incluso en la de este pobre réprobo que un buen día quedó ciego y se apartó insensatamente de tus dominios, para después regresar sólo gracias a tu Infinita Misericordia, que jamás nos saca la tarjeta roja, que me animo a suplicarte desde el pozo oscuro de un corazón insatisfecho que nos hagas el milagro de conservarnos a todos con vida y buena salud para continuar gozando a tu lado esas noches de diversión interminable y compañerismo a prueba de todo, aunque sea en las tierras todavía incógnitas del temible "Neverland flotante". Que nunca nos falte casa para adorarte al filo del alba, Padre Nuestro, ni gloriosas porciones del chifa "Mi amigo" ni higuerillas para chacales ni marihuana para Combi, al que todos miramos con cierta preocupación desde que nuestro amado abuelo enderezó sus pasos y abandonó la hierba mágica que guiaba la trayectoria de sus goles. Que Tyson nunca deje de psicoanalizarnos como un gran amigo de visión penetrante y comprensiva, que Quark nunca pierda esa dulzura de niño selvático extraviado en una gran ciudad llena de penes enormes, que el Chacal mantenga ese generoso desprendimiento que le permite reírse de sí mismo al tiempo que todos se cagan de la risa de él (no nos dejes nunca, peregrino de los pasos perdidos, nuestro inolvidable Móngora peruano), que Page logre siempre reptar fuera de los alambrados de su matrimonio cual rata pendeja o cualquier otro bicharaco o reptil que sí repte, que Invazor pueda conservar esa incomprensible y entrañable mezcla de sabiduría tecnológica y primitivismo salvaje, que Visitante siga soñando si así lo desea con incorporar a Chun Li a su equipo de todas las estrellas, que Vergatov no sea desprovisto jamás de su lengua ágil y jamás venenosa para la chapa precisa y el comentario agudo, que el pequeño Xbito recupere el level que lo llevó a ser temido y admirado por los demás integrantes de la cofradía, que Combito adquiera identidad y ser propios que lo diferencien del abuelo del que proviene y pueda yo así por fin conocer su rostro, y que todos nosotros podamos seguir siempre juntos para volver cuando nos dé la puta gana al gramado de nuestros sueños, nuestras peleas falsas, nuestros distanciamientos remediables y nuestras inevitables reconciliaciones.
Hágase tu voluntad, así en Neverland como en todos los estadios flotantes de la Tierra.
No me olvides, y que este no sea el último post de la Historia.
Amén.
Tu hijo,
LA LUDÓPATA

12 comentarios:

Anónimo dijo...

Te vamos a extrañar lubriño, de verdad que si.
La próxima te esperaré un buen porro.
Un abrazo.

vergatov dijo...

Ta'mare, me es imposible diseñar un edificio teniendo los ojos hechos aguita de lágrimas...

Ta'mare, no se vale, deberíamos jugar de Lunes a Viernes y solamente trabajar los sábados de 5 a 6 pm.

La vida es una mierda.

Voy a renunciar.

Amén.

C dijo...

caray, igual
carajo
neverland vuelve!

Anónimo dijo...

Deberías renunciar Vergui, trabajar para ese tal Toledo... no seas pendejo...

Quark

vergatov dijo...

Carcasa Meretriz, ni una brizna de sentimiento en tus palabras... Te amo por ser tan verosimil, la Nada existe, y te ha elegido a ti para convencernos.

Anónimo dijo...

De verdad trabajas para Toledo?

Quark

Anónimo dijo...

Chelsea ha ofrecido plata por Mexes de la Roma...

Sneijder a punto de fichar por el Inter.


Quark

Anónimo dijo...

llegue carajo...
huele a pino. el cielo esta azul. la gente me hable y no le entiendo. hace calor. me cuesta caminar por la altura. se me abrieron los pulmones por la sequedad. mi corazon no siente nada. tengo que ordenar mi jato y comprar provisiones. manhana reunion a las 9am.

LUDOPATA EN BOULDER

Anónimo dijo...

"Mi corazón no siente nada"

Me es tan familiar...

Quark

visitante dijo...

Ludo debería mandar más crónicas de como se vive en Winning Eleven en Boulder, así no se preocuparía por escribir seguido por aquí.

Anónimo dijo...

podria hacerlo, pero todos los dias serian iguales carajo...
solo hay algo por lo que vale la pena vivir: me voy a ver a depeche modo en unos dias mas!!!!!!!!!!!!!!!!

LUDOPATA

Anónimo dijo...

por acá aterrizan en octubre...

Vergui...